Antes de convertirse en presidente de México, Andrés Manuel López Obrador tuvo que sortear incontables ataques de sus rivales políticos. Uno de los más notables fue el polémico “desafuero”, una estrategia del PAN y el PRI que pretendió frustrar la carrera política de AMLO antes de que contendiera por la presidencia.

Todo comenzó durante la administración de Vicente Fox (2000-2006), cuando se responsabilizó al gobierno del Distrito Federal, encabezado en ese entonces por López Obrador, de violar una orden judicial que exigía la suspensión de la construcción de una calle en un terreno expropiado años atrás por gobiernos anteriores.

A pesar de que los trabajos fueron suspendidos, se alegó que el cumplimiento de la orden había sido dilatorio y se responsabilizó directamente a López Obrador por ello.

El gobierno federal solicitó a través de la Procuraduría General de la República (PGR) un juicio de desafuero al Congreso de la Unión para que López Obrador respondiese ante la justicia por sus presuntas responsabilidades.

Muchos consideraron el proceso como una maniobra política para erradicar la posibilidad de que AMLO fuese candidato a la presidencia de la república en 2006, debido a que, aún si se le declaraba inocente, el jefe de gobierno no podría registrarse como candidato mientras durase el proceso que se vislumbraba largo.

Esta circunstancia fue utilizada por la oposición como una estrategia para evitar que López Obrador se inscribiera como candidato a la presidencia por parte del Partido de la Revolución Democrática (PRD).

Actualmente el Gobernador Javier Corral busca utilizar la misma estrategia del entonces Vicenta Fox y del PRI y del PAN pero ahora solicitando una orden para desaforar al Senador Cruz Pérez Cuellar de MORENA.

Ante esta situación los Senadores condenaron la acción del Gobernador llamándola oportunista debido a que Javier Corral está utilizando las instituciones del estado en este caso la Fiscalía de Chihuahua para perseguir adversarios políticos ya que de haber habido irregularidades del Senador, estas se debieron haber señalado por la Fiscalía tiempo atrás y no ahora en tiempos electorales.

Por Chihuahua Es Política 4 de diciembre 2020.